Estableciendo el comité de tránsito, Transporte y Seguridad Vial y regulando el sistema de licencias de conducir por puntos

FUNDAMENTOS

El presente proyecto de ley tiene por objeto introducir profundas modificaciones al régimen establecido por la ley 6082 de tránsito y transporte de la provincia, teniendo particularmente en cuenta que muchas de sus disposiciones, en especial aquellas introducidas por la ley 7.680 (sancionada el 10 de Abril de 2007 y publicada en el Boletín Oficial el 11 de junio del 2007), no se encuentran siendo aplicadas pese a la manda legal.

Las principales modificaciones que se plantean son las que a continuación se reseñan, a saber:

a) COMITÉ DE TRANSITO Y TRANSPORTE DE LA PROVINCIA

Se modifica el artículo 15 de la Ley N° 6.082 que crea el Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial estableciendo en su integración la necesaria presencia del Ministerio Salud de la Provincia,

Se dispone la permanente participación de los Intendentes municipales agrupados por zonas. A los fines de la integración en el Consejo los municipios del Gran Mendoza, Valle de Uco, Zona Este y Zona Sur, deberán elegir en forma anual un representante de cada zona, sin perjuicio de la facultad del Consejo de convocar al Intendente Municipal directamente involucrado en la problemática a tratarse;

También se garantiza la participación a un miembro de la organización gremial y un miembro de la organización empresaria más representativas en materia de transporte en la Provincia. Los funcionarios mencionados podrán delegar sus funciones en representantes debidamente autorizado para actuar en su nombre.

Por último se establecen disposiciones de carácter operativo tales como el ejercicio de la presidencia en cabeza del Ministro de Seguridad y la periodicidad de las reuniones del Comité las cuales deberán ser serán convocadas por su Presidente en forma bimestral.

b) SISTEMA DE LICIENCIAS DE CONDUCIR POR PUNTOS

Las principales modificaciones respecto al sistema de licencias de conducir por puntos implementado en la provincia de Mendoza a partir de la ley 7.680 la cual a la fecha no ha sido aplicada, son:

Se reduce la cantidad de puntos otorgados al conductor. En el supuesto de mayores de 18 años recibirán un crédito inicial de 8 puntos. A partir de los 21 años tendrá un crédito de doce (12) puntos, de los cuales se descontarán los ya perdidos por la aplicación de las sanciones previas a la mayoría de edad.

La presente modificación se encuentra plenamente justificada ya que el sistema vigente lejos de endurecer el régimen de inhabilitaciones lo flexibiliza hasta transformarlo en una verdadera licencia para violar la ley.

El viejo artículo 91 de la ley 6082 establecía que la reincidencia se sancionaba además de un incremento de la multas previstas en su apartado primero, con la inhabilitación del conductor disponiendo que este podía ser sancionado:

B) con inhabilitación de hasta seis (6) meses cuando el valor de las multas en faltas leves exceda el máximo del articulo 94;

C) accesoriamente con inhabilitación de hasta nueve (9) y doce (12) meses para la primera y la segunda reincidencia por falta grave respectivamente;

D) en todos los casos, desde la tercera reincidencia de falta grave con inhabilitación de hasta dieciocho (18) meses, duplicándose sucesivamente este limite en las siguientes reincidencias.

En el régimen actual la inhabilitación se produce con la perdida total del puntaje (20 puntos) lo que equivale a permitir la consumación y condena de 5 faltas graves para que proceder a la inhabilitación del conductor o 3 faltas gravísimas y una leve para recién allí suspender temporariamente su habilitación para conducir, lo cual resulta intolerable.

La segunda modificación que propiciamos respecto del régimen de licencias de conducir por puntos es la incorporación de la necesidad de verificar la aptitud psicofísica del conductor cada cierto tiempo independientemente de la perdida o conservación del puntaje otorgado. Esta modificación se encuentra plenamente justificada puesto que de lo contario una persona podría pasar más de 45 años desde la obtención de su licencia primaria sin pasar por control alguno de parte del estado en tanto y en cuanto no pierda la totalidad del puntaje, lo cual es altamente probable no ya por la obediencia y apego del conductor de las normas viales sino por la ineficacia del estado a la hora de sancionar y condenar por violación a sus disposiciones.

Se prevé la inhabilitación automática y la perdida de la totalidad del puntaje en los casos de concurso de faltas, por encontrarse el conductor en estado de alcoholemia o bajo el efecto de estupefacientes y conducir excediendo la velocidad permitida.

También se establecen premios y/o estímulos a quienes mantengan la totalidad del puntaje, por no haber sido sancionados, recibiendo una bonificación de dos puntos al cumplirse el segundo año y un punto por cada año tres siguientes, hasta totalizar un máximo de 17 puntos o 12 puntos según posean 12 u 8 puntos respectivamente.

Asimismo para aquellos que no obstante ser sancionados con quita de puntos, no registren infracciones viales por un término de cinco años, recuperaran la totalidad de los puntos que se encuentren haciendo uso, hasta totalizar la suma de 12 o 10 puntos según se encuentre haciendo uso del puntaje de habilitación o rehabilitación respectivamente.

Por último se modifica el artículo 84 estableciéndose que en los supuestos de empresas de transporte público de pasajeros los conductores profesionales dependientes de empresas públicas o privadas recibirán quita de puntos por infracciones viales atribuibles a su persona exclusivamente, sin recibir sanciones en los supuestos de faltas atribuibles exclusivamente a la empresa.

c) CONDUCTOR PRINCIPIANTE Y PERMISO DE APRENDIZAJE

Se establecen modificaciones en los artículos 20 ter y 25 bis de la Ley que prevén los supuestos de conductores principiantes y el otorgamiento del permiso de aprendizaje a fin de posibilitar su correcta implementación y puesta en funcionamiento.

Se modifica el artículo 28 de la Ley que establece los casos de retención de la licencia de conducir eliminándose la posibilidad de retener la licencia de conducir en los supuestos de comisión de faltas graves.

d) DISPOSITIVOS DE SEGURIDAD PARA REMOLCADOS.

Proponemos la reforma del inciso “f” del Art. 39 porque es inexistente la legislación sobre el sistema de enganche de vehículos acoplados. Igualmente sobre el sistema de frenos propio. Y también resulta necesario modificar la referencia que existe sobre el sistema de frenado de los acopla-dos os los pequeños carros y :

El acoplamiento entre un vehículo tractor y otro vehículo acoplado, independientemente del tamaño, peso o uso de este último, deberá estar construido de modo de evitar que los movimientos normales horizontales y verticales de uno y otro vehículo, las vibraciones o las irregularidades del terreno, provoquen el desacople entre ambos. La traba del sistema contará con un dispositivo (seguro, pasador, etc.) que impida que dicha traba se salga, a menos que se lo haga manualmente durante las maniobras de acople y desacople. A tal efecto no se admitirá el sistema de tuerca y contratuerca en el caso de pernos roscados. Además del sistema de acople, todo vehículo contará con un par de cadenas, o sistema que lo reemplace con mayor eficiencia, que unirá el chasis del vehículo remolcado con el chasis, ganchera o punto de suficiente resistencia del vehículo tractor, como sistema de emergencia para el caso que el acople se desenganche. El sistema de acoplamiento del cable destinado a dotar de energía eléctrica a las luces del vehículo acoplado, deberá contar también con un seguro o traba que evite la des-conexión involuntaria del sistema eléctrico. Los vehículos remolcados, cualquiera sea su tipo, a partir de 750 kilogramos, deberán contar con un sistema de freno hidráulico, neumático, mecánico o eléctrico que colabore con el frenado del vehículo remolcado cuando el conductor aplique los frenos sobre el vehículo tractor.

e) ENCENDIDO DE LUCES DIURNAS.

Como sostiene el especialista en seguridad vial Ing. Roitman “Las luces diurnas sirven para anticipar la visión de lejos de un vehículo que se aproxima a velocidad compatible con las velocidades normales de ruta y evitar fundamentalmente el inicio de una maniobra de adelantamiento que por el tiempo que requiere, podría llegar a generar una colisión. Por lo expuesto, esto es útil EN AMBIENTES RURALES y en rutas de VÍA ÚNICA donde los vehículos que van en sentidos opuestos se cruzan en una misma calzada. Requerir el uso de luces encendidas durante el día en el tránsito URBANO es producto de un desconocimiento total del sentido del uso de dichas luces. Y más aún en calles de UNA SOLA MANO o en avenidas y ACCESOS CON VÍAS SEPARADAS. Después de las multas de estacionamiento, la mayor cantidad de multas que se vanaglorian de haber labrado los gobiernos municipales y provincial, son por falta de uso de las luces. Lo paradójico es que la casi totalidad de las multas han sido labradas en ambientes urbanos, por lo que tanto el tiempo de los funcionarios como los fondos de los ciudadanos han sido malgastados en algo sin sentido alguno.

Tal como se indica en el párrafo anterior, las luces de día se utilizan PARA SER VISTO DE FRENTE. Por lo que carece de sentido en primer lugar, encender la totalidad de las luces del rodado: traseras de posición, de patente, del tablero, encendedor, radio, etc. si lo que queremos es únicamente que se nos identifique de frente. En segundo lugar, SER VISTOS es muy diferente de ILUMINAR. Para iluminar hace falta potencia lumínica para proyectar un haz de luz suficiente para que la ruta delante del conductor sea visible de noche. Para ser vistos, lo único que hace falta es que el artefacto de iluminación (la cazoleta o carcaza) del faro quede iluminada con una luz de baja intensidad.

En varios de los países civilizados donde se ha adoptado la medida de las luces diurnas, los fabricantes han sido obligados a colocar en los vehículos una luz de pequeño consumo eléctrico (menor de 5 vatios), ubicada en el proyector de los faros delanteros, que se enciende automáticamente al arrancar el motor. Esto logra por una parte evitar que la persona se olvide de encender las luces y representa un consumo mínimo de energía.

Para entender el dispendio que resulta del uso erróneo de las luces durante el día (erróneo porque se usa en lugares indebidos, con un sistema indebido), basta considerar el siguiente cómputo:

– Gasto energético con el sistema actual: De 200 a 250 Vatios por vehículo.

– Gasto con un sistema especialmente preparado para ello: de 6 a 10 Vatios.

Esta diferencia de alrededor de 200 Vatios por vehículo, si se lo multiplica por los millones de vehículos circulando durante un día normal, y se lo multiplica por el número de horas diurnas que lo hacen con las luces encendidas, y se lo multiplica por el número de días al año, y se lo multiplica por 5 para tener en cuenta la cantidad de combustible que resulta necesario quemar siendo que el rendimiento de un motor de combustión interna difícilmente supera en promedio el 20% y se con-vierte esta energía en cantidad de combustible necesaria para producirla, se obtiene una cantidad tremenda que para España fue calculada en varias decenas de millones de euros anuales. Es decir un gasto absolutamente injustificado (porque no salva vidas cuando se usa mal).

La Ley Nacional de Tránsito, a partir de la modificación hecha en el año 2001 (Ley 25456) contempla el uso de las luces diurnas DE POSICIÓN durante todo el día y en cualquier ámbito y LUCES BAJAS en las rutas nacionales. Representa una mejora, en cuanto solo obliga al uso de las luces bajas en ruta. Diversas regulaciones establecen la obligatoriedad de incorporar a los vehículos nuevos, dispositivos de encendido automático de luces pero hasta el presente la Secretaría de Comercio e Industria no lo ha puesto en marcha”.

Proponemos en este punto adecuar nuestra norma provincial a las disposiciones contenidas en la norma nacional por considerarla más adecuada a las necesidades del tráfico y la circulación.

Por último debo destacar la inestimable colaboración al presente Proyecto del Ing. Buddy Roitman, especialista en seguridad vial, quien con su visión experta enriqueció los alcances del presente.

Por los motivos expuestos y los que oportunamente se darán al momento del tratamiento, es que solicito a esta H. Cámara la aprobación del presente proyecto de ley.

EL SENADO Y CAMARA DE DIPUTADOS

DE LA PROVINCIA DE MENDOZA,

SANCIONAN CON FUERZA DE

L E Y:

Art. 1°- Sustitúyase el artículo 15 de la Ley N° 6.082 que quedará redactado de la siguiente manera:

Artículo 15°.- El Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial estará integrado por: a) los Ministros de Seguridad, Infraestructura, Vivienda y Transporte, Salud y el Director General de Escuelas. B) El Subsecretario de Seguridad del Ministerio de Seguridad. C) Los Intendentes municipales. A los fines de la integración en el Consejo los municipios del Gran Mendoza, Valle de Uco, Zona Este y Zona Sur, deberán elegir en forma anual un representante de cada zona, sin perjuicio de la facultad del Consejo de convocar al Intendente Municipal directamente involucrado en la problemática a tratarse; D) El Director de Seguridad Vial. E) El Director de Transporte de la Provincia; F) El Director Presidente de Vialidad Provincial; G) El Director de Prevención y Promoción de la Salud o quien ejerza en el futuro sus funciones; H) Un miembro de la organización gremial y un miembro de la organización empresaria más representativas en materia de transporte en la Provincia. Los funcionarios mencionados podrán delegar sus funciones en representantes debidamente autorizado para actuar en su nombre. El Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial será presidido por el Ministro de Seguridad y deberá designar un secretario coordinador y ejecutivo. Dicho órgano deberá estar constituido dentro de los noventa días de la reglamentación de la presente ley. Las reuniones del Comité serán convocadas por su Presidente en forma bimestral. A su vez dicho órgano deberá dictar su reglamento interno dentro de los treinta días de su constitución.

Art. 2°- Sustitúyase el artículo 20 de la Ley N° 6.082 que quedará redactado de la siguiente manera:

Artículo 20°.- Institúyese en la Provincia de Mendoza el Sistema de Licencia de Conducir por Puntos para el tránsito terrestre, el que quedará sujeto a las siguientes disposiciones:

Todo conductor debe ser titular de sólo una licencia que lo habilite para conducir el vehículo que utiliza, la que será expedida por la Dirección de Seguridad Vial.

La persona titular de una licencia de conducir que no superen los 21 años recibirá un crédito inicial de ocho (8) puntos en los términos dispuestos por el artículo 23.

A partir de los 21 años tendrá un crédito de doce (12) puntos, de los cuales se descontarán los ya perdidos por la aplicación de las sanciones previas a la mayoría de edad.

La licencia conserva su validez mientras el titular no pierda la totalidad del puntaje y no se encuentre vencida. Toda licencia de conducir tendrá una validez máxima de cinco (5) años, debiendo su titular aprobar el examen psicofísico en cada supuesto de renovación. En los casos de renovación el titular conserva el puntaje previo a la misma. Los mayores de sesenta y cinco (65) años deberán ajustarse a lo dispuesto por el artículo 26.

La comisión de infracciones gravísimas acarrea la disminución de seis (6) puntos, las graves la disminución de cuatro (4) puntos y las leves de dos (2) puntos.

En el supuesto de concurso de faltas, por encontrarse el conductor con un estado de alcoholemia superior a 0.5 grs % (gramos por ciento en sangre) o bajo el efecto de estupefacientes y conducir excediendo la velocidad permitida, el titular perderá la totalidad de los puntos que se encontrare ejerciendo, siendo automáticamente inhabilitado de conformidad a lo dispuesto por el artículo 20 bis.

Los conductores no perderán más de 8 puntos por acumulación de infracciones en un solo procedimiento policial, salvo el supuesto del párrafo anterior.

Los puntos se descuentan automáticamente una vez que se encuentre firme y ejecutoriada la sanción aplicada por la autoridad administrativa. En caso de haber sido recurrida judicialmente los puntos se descontarán automáticamente una vez que la resolución judicial se encuentre firme y ejecutoriada.

Cuando la Dirección de Seguridad Vial constate la pérdida total de los puntos asignados notificará al interesado la pérdida de vigencia temporal de su licencia de conducir. El costo de notificación deberá abonarse junto con la renovación de la licencia.

Quienes mantengan la totalidad del puntaje, por no haber sido sancionados por la comisión de infracciones firmes y ejecutoriadas, recibirán una bonificación de dos puntos al cumplirse el segundo año y un punto por cada año tres siguientes, hasta totalizar un máximo de 17 puntos o 12 puntos según posean 12 u 8 puntos respectivamente.

Quienes no obstante ser sancionados con quita de puntos, no registren infracciones viales firmes y ejecutoriadas por un término de cinco años recuperaran la totalidad de los puntos que se encuentren haciendo uso, hasta totalizar la suma de 12 u 8 puntos según se encuentre haciendo uso del puntaje de habilitación o rehabilitación respectivamente.

La Dirección de Seguridad Vial podrá disponer que se someta a un nuevo examen médico o de idoneidad a cualquier titular de licencia de conducir, en todas las clases establecidas en la presente ley, cuando presuma que no reúne los requisitos psicofísicos o que carece de la idoneidad necesaria para conducir, pudiendo llegar a revocar la licencia por tales causas, sean estas sobrevinientes o anteriores a su otorgamiento.

La habilitación implica que su titular debe acatar los controles y exigencias establecidos en beneficio de la seguridad vial y demás fines de esta ley.

Art. 3°- Incorpórase a la Ley 6.082 el Artículo 20 bis que quedara redactado de la siguiente manera:

Artículo 20 bis°- La rehabilitación de la licencia suspendida por pérdida de puntos será: a) para la primera vez, transcurridos los tres (3) meses desde la fecha de pérdida de puntos; b) para la segunda vez, luego del transcurso de seis (6) meses; c) para la tercera vez, luego del transcurso de doce (12) meses; d) En el supuesto de una nueva perdida de puntos podrá establecerse una inhabilitación de diez (10) años o en forma vitalicia para ser titular de la licencia de conducir, conforme a los antecedentes y gravedad de las faltas cometidas, según lo determinare la autoridad competente.-

En todos los casos de rehabilitación se le otorgarán al titular diez (10) puntos.

La rehabilitación de la licencia de los menores de edad suspendida por pérdida de puntos será: a) para la primera vez, transcurridos los seis (6) meses desde la fecha de pérdida de puntos; b) para la segunda vez, doce (12) meses o inhabilitación hasta el cumplimiento de la mayoría de edad, graduándose conforme a los antecedentes y gravedad de las faltas cometidas. Las inhabilitaciones ocurridas durante este periodo serán acumulables a las ocurridas en la mayoría de edad.

En todas las situaciones el conductor que perdió todos los puntos deberá: cumplimentar con los requisitos establecidos por el Artículo 21; cursar y aprobar un curso de seguridad vial y manejo defensivo y; deberá someterse a un nuevo examen psicofísico, conforme lo determine la reglamentación. En todos los casos de inhabilitación se retirara la licencia de conducir por el tiempo de la condena.

Art. 4°- Sustitúyase el artículo 20 ter de la Ley N° 6.082 que quedará redactado de la siguiente manera:

Artículo 20° ter.- Los conductores que obtengan su licencia por primera vez, deberán conducir durante los primeros seis (6) meses llevando bien visible tanto adelante como detrás del vehículo que conduce el distintivo que identifique su condición de principiante. La condición de conductor principiante se indicará mediante el uso de una señal que contenga la letra “p” de color blanco sobre fondo azul. En los vehículos livianos esta señal será una oblea circular que no exceda los 10 cm. de diámetro, colocado en el borde superior derecho del parabrisas y en el borde superior izquierdo de la luneta trasera. Los vehículos pesados llevarán una señal en una placa de 15 cm. de diámetro en la parte anterior y en la parte posterior del mismo. El distintivo que indique la condición de principiante del conductor será provisto por la Dirección de Seguridad Vial al momento de la obtención de la licencia de conducir.

Art. 5°- Sustitúyase el artículo 25 bis de la Ley N° 6.082 que quedará redactado de la siguiente manera:

Art. 25 bis- Permiso de Aprendizaje. La enseñanza para conducir correspondiente a las licencias a), b) y c), se realizará mediante un “permiso de aprendizaje”, tramitado ante la autoridad competente por el padre, tutor, representante legal o instructor vial del aprendiz, quien deberá poseer licencia de la clase que aspira el aprendiz y será responsable de las faltas e infracciones tipificadas en la presente ley, cometidas por el aprendiz durante el periodo de enseñanza, debiendo ubicarse durante el aprendizaje en el asiento delantero del acompañante. El vehículo que se utilice, llevará una placa con la letra “A” en blanco sobre fondo azul durante el aprendizaje. Dicho permiso de aprendizaje podrá obtenerse hasta seis (6) meses antes de la edad mínima correspondiente a la licencia a tramitar. El interesado deberá presentarse en la Dirección de Seguridad Vial, debiendo rendir el examen teórico correspondiente. Al momento de tramitar el otorgamiento de la licencia de conducir el aspirante quedará eximido de rendir dicho examen sin perjuicio de cumplimentar las restantes disposiciones para el otorgamiento de la licencia. La responsabilidad administrativa recae sobre el tutor que ejerza la capacitación. El tutor deberá presentar al aprendiz ante el ente que lo vaya a evaluar, mediante una declaración jurada donde se informe la cantidad de horas de capacitación práctica que haya realizado el aprendiz bajo su control.

El permiso de aprendizaje tendrá una validez máxima de 6 meses. La reglamentación determinará las especificaciones para la individualización de los vehículos, los lugares y horarios habilitados para realizar el aprendizaje y los demás requisitos a cumplimentar por los aspirantes y tutores.

Art. 6°- Sustitúyase el artículo 28 de la Ley N° 6.082 que quedará redactado de la siguiente forma:

Artículo 28°- La licencia de conductor deberá ser retirada a su titular en los siguientes casos:

a) Cuando su término de vigencia se encontrare vencido o en los casos en que se requieran visaciones periódicas.

b) Cuando no estuviere debidamente habilitada por pérdida total de los puntos.

c) Como medida precautoria, al labrarse acta de infracción por faltas viales gravísimas.

La autoridad dejará constancia de la retención en el cuerpo del acta de infracción. La copia del acta habilitará provisionalmente para la conducción durante treinta (30) días hábiles desde la fecha de su confección. Durante ese período, la licencia de conducir permanecerá retenida en la autoridad de aplicación y sólo será restituida a su titular una vez dictada la resolución, si ésta no sancionase con inhabilitación o, cuando transcurrido dicho plazo la resolución no hubiera sido dictada. Existiendo resolución, será requisito previo a la devolución a su titular que éste se notifique de aquella.

d) Cuando de su examen surgiera la presunción que estuviese adulterada o modificada materialmente. En este caso, la autoridad policial o municipal interviniente, deberá entregar una constancia escrita de la retención y de su causa, debiendo dictar las medidas necesarias para que se ordene la investigación y en su caso se efectúen las denuncias judiciales pertinentes.

e) En caso de reincidencia, cuando lo especifica la ley.

f) Se retendrá la licencia de conducir de otras jurisdicciones provinciales cuando se constatase que su titular al momento de la emisión de dicha licencia tiene domicilio real en la Provincia de Mendoza; en ese caso se procederá a labrar acta de infracción correspondiente por carecer de las habilitaciones fijadas por esta ley para conducir vehículos. Se presumirá que existe domicilio real en la Provincia conforme el consignado en el documento de identidad.

Art. 7°.- Modificase el inciso m del artículo 57 de la ley 6.082, el que quedará redactado de la siguiente manera:

Art. 57°…m) A los conductores de bicicletas, de ciclomotores y motocicletas, circular asidos de otros vehículos o enfilados inmediatamente tras otros automotores; Queda prohibido a los menores de 18 años con licencia habilitante para conducir ciclomotores llevar personas como acompañantes.

Art. 8°.- Sustitúyase el inciso f del artículo 39 de la ley 6.082, el que quedará redactado de la siguiente manera:

Art. 39°…inc f.) El acoplamiento entre un vehículo tractor y otro vehículo acoplado, independientemente del tamaño, peso o uso de este último, deberá estar construido de modo de evitar que los movimientos normales horizontales y verticales de uno y otro vehículo, las vibraciones o las irregularidades del terreno, provoquen el desacople entre ambos. La traba del sistema contará con un dispositivo (seguro, pasador) que impida que dicha traba se salga, salvo que se realice manualmente durante las maniobras de acople y desacople. A tal efecto no se admitirá el sistema de tuerca y contratuerca en el caso de pernos roscados. Además del sistema de acople, todo vehículo contará con un par de cadenas, o sistema que lo reemplace con mayor eficiencia, que unirá el chasis del vehículo remolcado con el chasis, ganchera o punto de suficiente resistencia del vehículo tractor, como sistema de emergencia para el caso que el acople se desenganche. El sistema de acoplamiento del cable destinado a dotar de energía eléctrica a las luces del vehículo acoplado, deberá contar también con un seguro o traba que evite la desconexión involuntaria del sistema eléctrico. Los vehículos remolcados, cualquiera sea su tipo, a partir de 750 kilogramos, deberán contar con un sistema de freno hidráulico, neumático, mecánico o eléctrico que colabore con el frenado del vehículo remolcado cuando el conductor aplique los frenos sobre el vehículo tractor.

Art. 9°.- Sustitúyase el 56 de la ley 6.082, el que quedará redactado de la siguiente manera:

Artículo 56°.- Uso de las Luces. En la vía pública los vehículos deben ajustarse a lo dispuesto en los artículos 41 y 42 y encender sus luces observando las siguientes reglas:

a) Luces bajas: mientras el vehículo transite por rutas provinciales o zonas rurales, las luces bajas permanecerán encendidas, tanto de día como de noche, independientemente del grado de luz natural, o de las condiciones de visibilidad que se registren, excepto cuando corresponda la alta y en cruces ferroviales;

b) Luz alta: su uso obligatorio sólo en zona rural y autopistas siempre y cuando la luz natural sea insuficiente o las condiciones de visibilidad o del tránsito lo reclame;

c) Luces de posición y de chapa patente: deben permanecer siempre encendidas;

d) Destello: debe usarse en los cruces de vías y para advertir los sobrepasos;

e) Luces intermitentes de emergencias: deben usarse para indicar la detención en estaciones de peaje, zonas peligrosas o en la ejecución de maniobras riesgosas;

f) Luces rompenieblas, de retroceso, de freno, de giro y adicionales: deben usarse sólo para sus fines propios.

g) Las luces de freno, giro, retroceso o intermitentes de emergencia deben encenderse conforme a sus fines propios, aunque la luz natural sea suficiente;

Art. 10°- Sustitúyase el artículo 78 de la Ley N° 6.082 que quedará redactado de la siguiente forma:

Artículo 78°.- Todo automotor, acoplado, semiacoplado, motocicleta o ciclomotor, debe estar cubierto por un seguro, de acuerdo con las condiciones que fije la reglamentación y que cubra los daños causados a terceros.- Este contrato de seguro obligatorio podrá ser celebrado con cualquiera de las entidades legalmente autorizadas para operar en el ramo correspondiente.- para el caso de vehículos con patentes de países extranjeros, en transito por la provincia de Mendoza, deberán contar con este mismo seguro contratado con compañías aseguradoras con sede en la Argentina, o en su caso con extensiones de sus pólizas realizadas a través de entidades con sede en el país y que se sometan a la jurisdicción Argentina.

Art. 11°- Sustitúyase el artículo 84 de la ley 6082 que quedará redactado de la siguiente manera:

Artículo 84°.- Toda persona de existencia ideal, de carácter publico o privado, será pasible de las sanciones pecuniarias previstas en esta ley. Si la contravención en la vía publica es imputable al dependiente de ella, la sanción se impondrá solo al autor de la misma. Si una persona de existencia ideal pública fuera reiteradamente sancionada, la autoridad de aplicación además de aplicar en cada caso la sanción correspondiente, debe comunicar esa circunstancia a la autoridad superior de la que dependa el ente sancionado a fin de que se adopten las medidas disciplinarias que correspondan.

Los conductores profesionales dependientes de empresas públicas o privadas recibirán quita de puntos por infracciones viales atribuibles a su persona exclusivamente.

Art. 12°.- Modificase los artículos 4, 6, 21, 44, 80, 81 y 145 donde dice “Dirección de Transito” deberá decir “Dirección de Seguridad Vial”

Art. 13°.- Modificase los Artículos 148 bis, 180 y 184 donde dice “Ministerio de Justicia y Seguridad” deberá decir “Ministerio de Seguridad”.

Art. 14°.- Facúltese al Poder Ejecutivo a reglamentar e instrumentar la presente ley en el plazo máximo de un año.

Art. 15°.- De forma

Compartir

    Deja un comentario